a
Lorem ipsum dolor sit amet, consecte adipi. Suspendisse ultrices hendrerit a vitae vel a sodales ac lectus.
Follow Us
 

Cosas que pueden pasar en la boda y no las sabes hasta que te casas

Cosas que pueden pasar en la boda y no las sabes hasta que te casas

Hay Cosas que pueden pasar en la boda y no las sabes hasta que te casas . Aunque esté todo controlado hay muchas cosas que pueden pasar, pero si tenéis Wedding Planner todo estará bajo control.

Hoy quiero contaros algunos de los “problemillas” que pueden surgir y debéis tener en cuenta.

 

Carlos Lucca

 

CEREMONIA

El novio y la novia pueden encontrarse en la puerta y no en el altar como estaba previsto.

Nosotras somos las primeras en llegar a la iglesia y tenemos súper contrala la llegada de los novios. Estamos en todo momento en contacto con la novia y hace su llegada una vez le avisemos.

La novia puede adelantarse al novio si nadie le avisa de que el novio no ha llegado.

Contratando una Wedding Planner esto nunca puede pasar. A no ser que se haya planeado de ese modo. Hasta que no llamamos a la novia, ella no puede aparecer en la iglesia.

Olvidos del arroz.

Aunque parezca una tontería son cosas que pueden pasar y que han pasado alguna vez. Los nervios juegan malas pasadas… Si nosotras no somos las encargadas de este servicio y se encarga un familiar, estamos muy pendientes de su llegada para comprobar que lleva el arroz. Si por algún motivo se le ha olvidado tiene tiempo a solucionarlo, en cambio si se dan cuenta a finalizar la ceremonia, no.

No llegan a tiempo los múicos o tienen un contratiempo y no tienen con quien contactar.

Previamente los músicos tendrán nuestro teléfono y nosotras el suyo, así si pasa cualquier cosa, o nosotras llegamos a la iglesia y vemos que no están, enseguida nos ponemos a llamarles y saber por qué para solucionarlo. Si no hay Wedding Planner para ellos es más complicado, porque en ese día, que te cojan el teléfono los novios es tarea casi imposible.

Los familiares más cercanos se quedan si sitio en la primera fila.

Hablamos de este tema para saber a qué personas dan preferencia y deben sentarse en los primeros bancos. De ese modo, nadie más que no sean ellos podrán ocupar esos lugares. Porque cuando decimos “Los primeros bancos son para la familia cercana” tu tía del pueblo puede ser que se sienta súper cercana a ti y en cambio vosotros preferís a otras personas…

El novio y los padres no saben muy bien cómo se tienen que sentar.

Muchos hacéis ensayos y os explican cómo haréis las entradas y que lugares ocuparéis el día de la boda, pero es MUY común que ese día se os olvide absolutamente todo, ya sabéis, los nervios son los nervios.

Padres nerviosos porque no saben dónde van, el novio no se acuerda en qué lado entra, que lado ocupa en el altar… ¡Qué no cunda el pánico! Si tenéis Wedding Planner, no hay problema. Nosotras en segundo lo volvemos a repetir ese día y aparte una se ocupa de la puerta para recordar posiciones y orden de entrada y otra cerca del altar para dar paso a la música y ayudar a la hora de situarse en el altar.

La novia entra y su madre, hermana o persona importante para ella no está.

Es un momento taaan importante, que ninguna persona esencial para ti debe faltar. Siempre estamos muy pendientes, repetimos y revisamos 20.000 veces si falta alguien importante. De este modo esperar o llamar si fuese necesario. Y con el novio lo mismo.

 

Carlos Lucca

 

CEREMONIA CIVIL

Olvido del guion o de los escritos.

Insistimos muchísimo en este tema, porque cuando el maestro de ceremonias es un familiar en vez de un profesional… los nervios se multiplican por 1.000. Aconsejamos que la persona encargada de la ceremonia tenga todos los escritos impresos y a la vez que nos lo reenvíe y llevarlo nosotras también por cualquier problema. Aunque penséis que es imposible que pase… ¡Pasa!

Nadie marca las entradas y no se sabe muy bien la organización.

Estamos más acostumbrados al funcionamiento de las ceremonias religiosas. Todos entran por el mismo sitio, los invitados saben dónde situarse, etc. Pero en una ceremonia civil es otra cosa. La finca a lo mejor no la han visto nunca, no hay una persona guiando en las entradas, tampoco llamando a la novia como os he comentado anteriormente y puede ser todo un poco desorganizado. Cuando nosotras intervenimos en este tipo de ceremonias lo llevamos todavía más al dedillo que en las religiosas. Todo debe estar más ensayado y cuidado para que nada salga mal.

Salida de los novios caótica.

Si el maestro de ceremonias no avisa por micro a los invitados que deben ir cogiendo el arroz, confeti, etc. Mientras los novios firman, es posible que salgan los novios y los invitados no estén preparados. En muchas ocasiones ha pasado. El maestro de ceremonias no les hace firmar, o termina la ceremonia sin dejar claro a los invitados que ha terminado y nadie se mueve ni se prepara para el momento salida novios. Tanto tiempo preparando paquetitos de arroz para que no se utilicen y la salida quede muy sosa ¡Error!

Andrea Valera

 

AUTOBUSES

Se retrasa o se pierde.

Siempre es importante tener el teléfono del conductor del autobús. Nosotras contactamos previamente para repasar horarios y lugares de recogida y destino y sobre todo para que para que él también tenga el nuestro número de teléfono.

Pueden surgir varios problemas con el autobús:

– Que las personas que van a cogerlo no estén a la hora prevista.

– Que él se haya equivocado de lugar de recogida y lo solucionamos volviéndolo a llamar e indicándole de nuevo el lugar.

– Que no pueda acceder hasta la finca porque el camino no lo permite o no entra el autobús.

Como veis son varias cosas las que pueden pasar, pero teniendo el teléfono de vuestra Wedding Planner a mano, nada es un problema que no tenga solución.

 

Carlos Lucca

REGALOS

Regalos olvidados, ramos de flores que no ha dejado la floristería.

En pocas ocasiones se olvidan, pero puede pasar. Para que esto no suceda, previamente organizamos y nos hacemos una lista de todos los momentos y regalos que deben haber. Para poder avisar con tiempo a los novios si algo vemos que falla.

Si por el contrario es un olvido de la floristería, que es menos probable, pero nos ha pasado, avisamos y lo solucionamos mucho antes de que llegue el momento de entregarlos.

Hacer una entrega de regalo y que la persona no esté en la mesa.

Es importantísimo que antes de dar un regalo os aseguréis que la persona que va a recibir el regalo esté y no se haya ido al baño, a fumar o a cambiarse los zapatos. Esto pasa ¡Y mucho! Así que siempre nos aseguramos previamente de que estén y si disimuladamente tenemos que ir a invitarle a sentarse lo hacemos J Así no hay error que valga ni momento incómodo.

Dejar regalos en mesa y que alguno esté mal.

Siempre revisamos previamente, mesa por mesa, que todo esté correcto y que no le falta a ningún invitado regalo o que las mesas están tal cual como nos han pasado y no falte o sobre alguien. Es muy incómodo para vosotros y los invitados un fallo de estos.

Carlos Lucca

 

OTROS PROVEEDORES

Cuando estamos coordinando el día de la boda, lo esencial es conseguir que todo se monte según lo previsto, en el lugar y a la hora pactada. Que no haya equivocaciones ni retrasos.

En el timing nos lo marcamos y cualquier proveedor que no está a la hora prevista lo llamamos para ver si ha sucedido algo o va todo según lo hablado. Ya sean los músicos del cóctel, la máquina de fotomatón, el monologuista, los cuidadores de los niños, etc.

Para nosotras es importantísimo tener el teléfono de todos los proveedores y que ellos tengan el nuestro. Hablar antes de la boda, incluso si es necesario quedar en el lugar de celebración para cuadrar todo y que no haya margen de error.

 

Cuando una Wedding Planner se encarga no solo de la coordinación del día de la boda, si no que ¡también se encarga de la organización íntegra, es todo mucho más fácil. Trabajamos con nuestros proveedores de confianza, los cuales conocemos y hemos trabajado en varias ocasiones. En ese caso el margen de error es de un 1%, porque nadie es perfecto 🙂

 

Estoy segura que son cosas que pueden pasar en la boda y nos las sabes hasta que te casas , o hasta que te las cuentan. Seguro que me dejaré muchísimas más, pero esto da para escribir un libro jejejejeje… Cuando contratáis una Wedding Planner y pasa la boda o dáis cuenta del papel tan importante que tenemos. Estamos al tanto de todo, pendientes de que nada ni nadie falle. Tranquilas para dar tranquilidad y si hay momento de nervios ser capaces de hacer que nadie se entere.

 

 

Compartir

Sin comentarios

Deja una Respuesta